Si estás buscando ideas para hacer regalos especiales con los que seguir manteniendo encendida la llama del amor, aquí tienes unas cuantas ideas que te sirvirán para mantener y mejorar la salud de tu pareja.

Regalos personalizados

Las relaciones sentimentales se basan en vivir experiencias de forma conjunta y en acumular vivencias y recuerdos. Si esos momentos resultan ser bonitos o intensos, volver a evocarlos se convertirá en algo muy bonito; pocas cosas nos llenan tanto el corazón como la nostalgia.

Para potenciar esa nostalgia, esos recuerdos, puedes decantarte por los regalos Hofmann, regalos personalizados con los que podrás traer al presente esos recuerdos del pasado. Puedes bucear en todas las fotografías que tenéis juntos y, con las más emotivas, elaborar láminas o bloques de madera con los que poder decorar las estancias.

Del mismo modo puedes diseñar relojes de pared, tazas para el café de la mañana… Lo importante es que aciertes a la hora de escoger la foto ideal con la que hacer el regalo.

Flores

Regalar flores es todo un cliché, es cierto, pero qué quieres que te diga, es algo que siempre funciona. Algo tienen las flores que nos alegran el corazón y la existencia. ¿Por qué renunciar a algo que es capaz de despertarnos emociones tan placenteras?

Lo que sí voy a hacer es darte un consejo sobre cuándo regalar flores y convertir el regalo en un éxito rotundo: cuando tu pareja no se lo espere, es decir, si regalas flores en aniversarios, cumpleaños, etcétera, perderás el efecto sorpresa. Así que, las flores siempre son un acierto, sobre todo, en días corrientes, en los que tu pareja no se espera que le vayas a hacer un regalo. Cualquier lunes de febrero o en días así. Pocas cosas tan bonitas como regalar flores porque sí.

Un último consejo: entérate de cuáles son sus flores preferidas y ve a por ellas. Un buen ramo inesperado seguro que provoca un efecto sorprendente.

Cena romántica

Si se te da bien la cocina, puedes sorprender a tu pareja con una cena elaborada; con su música adecuada para crear ambiente, la luz de las velas, el agradable olor de un ambientador, la cubertería, la vajilla y la mantelería de las ocasiones especiales…

Dedícale a la cena el tiempo que sea necesario. No se trata de preparar una cena, sino de preparar “la cena”. Una buena botella de vino, unos postres deliciosos —quizá, llegado el momento no quiera postre, pero debes tenerlo listo por si le apeteciese—, todo para brindarle a tu pareja una noche inolvidable.

Lo ideal es que prepares esta cena un viernes o un sábado o un día en el que a la mañana siguiente no tengáis que madrugar, para que lo que está por venir no desvíe la atención de lo importante: esa cena gourmet de alto nivel.

Tampoco hace falta señalar que, si la cocina no es lo tuyo, mejor será que busques otra alternativa.

Una sesión de spa

Una de las experiencias más agradables y relajantes que podamos vivir la encontraremos en un spa. Si le regalas a tu pareja una sesión de spa, ten por seguro que te lo va a agradecer por mucho tiempo. Además, puedes acompañarla al spa, por lo que es uno de esos regalos que también te puedes hacer a ti.

Masajes, saunas, piscinas… todo tipo de cuidados para el cuerpo. Un regalo ideal para desconectar del ajetreo del día a día y olvidar el mundo; en un spa el tiempo se detiene y todo pasa a ser relativo.

Un libro de vales

El paso del tiempo puede hacer que la pareja acabe cayendo en la rutina y olvidando alimentar la relación. Es verdad que mantener el ritmo de los primeros días es algo inviable, pero sí que hay muchas cosas que se pueden hacer para que la relación no caiga en la monotonía.

Una de las sugerencias con las que podrás mantener un buen nivel en la pareja es regalarle a tu chica un libro de vales que ella podrá ir canjeando según se le vaya antojando. Es importante que el libro tenga una buena cantidad de vales —sí, dos o tres son completamente insuficientes—.

Tu pareja puede canjear cada vale en cualquier momento y tú tendrás que hacer realidad lo que indica el vale sin protestar y sin demorarte. Si no cumples aquello que escribiste en los vales, el regalo no tendrá ningún tipo de validez, pero si cumples con tu parte, pocos regalos serán tan interesantes como este.

¿Necesitas sugerencias para los vales? Aquí algunas ideas: un masaje de pies, un masaje de espalda, una cena rica, una invitación a cenar, recoger la cocina, preparar la cena, sacar al perro, dar un paseo en pareja, elegir una película/serie… las posibilidades son inagotables; solo necesitas un poco de imaginación y ya lo tendrás. También puedes repetir varias veces ciertos vales.

Ni que decir tiene que, si te curras el libro de vales, el regalo será mucho mejor. Es más resultón canjear un vale que tenga la apariencia de un ticket antiguo que un trozo de papel cualquiera con un garabato. ¡Cuida la estética de tus regalos y estarás cuidando de tu relación!