Muchos padres prefieren los nombres cortos porque son más sonoros y porque evitan así el uso de diminutivos que no les gustan. Por suerte, en España existen muchos nombres de niño cortos muy bonitos, muchos de ellos en castellano y otros en el resto de idiomas cooficiales en España. A continuación podemos ver algunos ejemplos de nombres muy cortos y muy bonitos españoles, que pueden servir de inspiración para quienes buscan un nombre corto para sus hijos.

5  nombres de niños cortos españoles

  • Noé: Noé es un nombre bíblico que hace referencia al constructor de un arca que salvó a los animales y a algunas personas del diluvio universal. Significa descaso y paz. Otro nombre famoso, Noah, es una variación de Noé. Junto con Noel, que significa natalicio y hace referencia al día del nacimiento de Jesús, se ha vuelto bastante popular entre los nombres cortos en español.
  • Blas: Tiene un curioso significado, ya que hace referencia a una persona con dificultades para hablar, que balbucea. Durante un tiempo no fue nada popular entre los niños pero ha recuperado su lugar debido a su sonoridad y a lo corto que es. Existen variaciones muy populares, como Brais en Galicia o Blai en Cataluña.
  • Teo: Es un nombre que hace referencia al prefijo relacionado con Dios. Es un nombre muy popular desde la antigüedad, tanto como Teo tan solo, como en versiones largas como Teodoro o Teodosio. Hoy es mucho más popular la versión corta. Un nombre dulce, sonoro y que está teniendo un gran éxito entre los niños que nacen en estos años.
  • Roi: Roi es una versión de Rodrigo, que significa mi pastor. Actualmente, Roi está en desuso en castellano, pero no así en gallego, siendo muy popular en esta lengua y unos de los nombres que parecen querer abrirse camino fuera de las fronteras de la Comunidad.
  • Pol: Es la versión catalana de Paul o Pablo y significa hombre de pequeño tamaño. Pol es como se pronuncia Paul en Francés y tal vez por eso se ha acabado adoptando esta forma en Cataluña debido a la proximidad geográfica y las influencias de la lengua francesa en el catalán. Como fuera, es un nombre corto sonoro, bonito y que transciende también de las fronteras de las zonas de España en las que se habla catalán o sus variantes para introducirse tímidamente en el resto de España como ya pasa con otros nombres catalanes como Marc.