El otoño está a la vuelta de la esquina y los cambios no solo se hacen con el armario, también con los productos de belleza. Por ejemplo el maquillaje, cremas y por supuesto las fragancias que se usan tanto para diario como para ocasiones especiales. Los perfumes de mujer en otoño tienden a ser más dulces aunque otra apuesta segura durante esta temporada son las fragancias florales. Ya se sabe con certeza cuáles van a ser las tendencias que se esperan para este otoño 2020:

Aromas dulces para el día a día o para ocasiones especiales

Olores como el ámbar o el almizcle blanco garantizan una fragancia suave y delicada. Como por ejemplo Juliette has a gun Not a Perfume es el resultado perfecto para este otoño, una mezcla suave y penetrante que no dejará a nadie indiferente. Sin duda es un perfume que se usaría para una cita.

Otra gran apuesta es Korloff Gala à l’opéra en el que predominan los ingredientes dulces y especiadas. También un toque de vainilla, ideal para ocasiones especiales o algún evento nocturno. Tiene un aroma penetrante que jamás olvidarán.

Aromas frutales y dulces, un acierto

Los perfumes con aromas cítricos son un gran acierto una vez que va llegando el frío. Estos son muy refrescantes y recuerdan de cierta forma al sol y a la playa. En días nublados, seguro que alegran el día.

El perfume Lolita Lempicka es perfecto para citas nocturnas. Entre sus ingredientes destacan: el cerezo, también tiene trufa, vainilla, regaliz… La marca ha decidido potenciar el uso de ingredientes veganos en sus productos. Lolita Lempicka es el primer producto de la marca que lo consigue al 100%.

Otro perfume muy popular es Molinard Nirmala Le Rêve Nirmala perfecto para la rutina. Entre sus ingredientes podemos encontrar frutas como el melocotón y la mandarina. También un toque de flores como la rosa y la violeta entre otras. Sin duda un perfume que conseguirá captar la atención de todos.

Chloé Eau de Toilette una fragancia para aquellas que sean más románticas. Con frutas como el limón que se contrarresta con flores como la rosa o la gardenia consiguiendo una fragancia explosiva. Esta nueva fórmula consigue una versión mucho más suave y perfecta para cualquier ocasión.

La importancia de un buen perfume

El perfume consigue hacer la diferencia en cada persona, es una fragancia única que la representa y nos recuerda a ella. Además también es un signo de personalidad, cuando alguien entra a una estancia y deja su aroma. También forman recuerdos muy bonitos por ejemplo de familiares o amigos que llevan usando el mismo perfume o alternan dependiendo la temporada, pero que consigue teletransportarnos a un momento exacto. Usar perfume garantiza cierta personalidad y algunos aseguran que logra potenciar el atractivo así como influir en mejorar el estado de ánimo.

Tan importante es un atuendo como el perfume que se lleva. Incluso a veces pueden combinarse según el tipo de ropa que se lleve, puede ser algo más suave o más fuerte. Al final llevar la fragancia correcta es otro complemento más.