Después de un añito bastante intenso, por fin ha llegado el periodo vacacional. Llevo un año trabajando sin parar, con un estrés tremendo, con momentos económicos difíciles y las deprimentes noticias que vemos en televisión. ¡Me he quedado prácticamente sin batería, como los móviles! ¿Y qué me apetece en estas vacaciones? Cada uno de nosotros tiene sus gustos pero yo necesito mis vacaciones en Andalucía, como cada año.

No sólo es por el sol y la playa, es mucho más. Obviamente, cada verano tengo mi dosis de playita, me tumbo, me relajo, tomo el sol con precaución, disfruto mis horas de mar, como pescadito frito o unas tapas con los amigos. Y por la tarde, decidimos recorrer localidades cercanas (actualmente veraneo en Málaga, aunque he veraneado muchos años en Cádiz y Huelva). Málaga es espectacular, tiene todo lo que puedas desear.

Frecuentemente también dedicamos un día entero a visitar otras ciudades y pueblecitos de la costa andaluza. Podemos pasar un día en Granada, disfrutando de ese fantástico atardecer desde el mirador de San Nicolás, observando la ciudad y la Alhambra. Podemos ir hasta Almería, para visitar la ciudad y el Cabo de Gata. También hemos recorrido la costa gaditana, que hace honor a su nombre “Costa de la luz”, con esas enormes playas de arena blanca, donde no falta el buen marisco (Ay esos  langostinos de Sanlúcar!), viajamos por la ruta gaditana de los Pueblos Blancos (Hay que visitar Arcos de la Frontera, es un pueblo precioso.)

A veces también viajamos al interior, por ejemplo a Sevilla, que es una de esas ciudades mágicas de las que nunca te cansas. Recorrer el barrio de Santa Cruz con sus callejuelas, tomar unas tapitas en el barrio de Triana, pasear por el Parque de María Luisa, coger un coche de caballos… Córdoba, que también solemos visitar bastante, es igualmente mágica ¡Qué puedo decir de Córdoba, ciudad de califas!  ¿Y las inmensas playas de Huelva o el Parque Nacional de Doñana? ¿O el Parque Natural de la Sierra de Andújar, en Jaén?

Toda Andalucía es mágica. Las vacaciones en Andalucía son especiales y no se limitan sólo a la playa y al flamenco, como muchos creen.  Lo bueno de las vacaciones en Andalucía es que no tienes por qué limitarte al verano. Con su clima, cualquier época del año es perfecta. Y no sólo es sol y playa. Puedes practicar turismo rural , turismo gastronómico, turismo cultural, senderismo, realizar la ruta romántica de Washington Irving de Sevilla a Granada pasando por Antequera, que es un pueblo que también hay que visitar. Puedes también practicar turismo enológico recorriendo la ruta de la Axarquía, la ruta Andalusí, recorriendo el Al-Ándalus medieval…

Son tantas las posibilidades, que podríamos escribir un libro lleno de propuestas interesantes. Andalucía es extensa, con ocho provincias que ofrecen muchas opciones y te gustará repetir. La luz, la alegría, la gente, los olores, los colores, los sabores…Necesitamos desconectar, divertirnos, reírnos, relajarnos, vivir experiencias inolvidables… Yo me sumo al lema ¡NECESITAS VACACIONES, NECESITAS ANDALUCIA! Yo necesito mis vacaciones en Andalucía YA

Infórmate en esta web (haz click desde aquí)  de todo lo que puedes hacer si decides apuntarte a unas vacaciones en Andalucía. Verás un montón de eventos muy divertidos e interesantes. 

Vacaciones en Andalucía

Autor: The Stylist. Me apasiona la moda, la belleza, decoración, arte y cultura, lo cual forma parte de mi eclecticismo. Al igual que mis compañeras, mis diferentes pasiones tienen algo muy importante en común: La creatividad en todas sus formas.