Hacer un fregasuelos casero es rápido y muy fácil y nos evita usar tantos químicos en el hogar. Químicos que contaminan el agua, que son difíciles de eliminar y que acaban en el mar y en el medio ambiente.

Además, los respiramos, están en contacto con la piel y los tenemos presentes en el ambiente durante todo el día. Por eso, merece la pena preparar un fregasuelos casero totalmente natural y efectivo para fregar el suelo y que este quede limpio, desinfectado y con buen olor, pero sin químicos.

1-Limpiador de pino

Necesitas: una botella de dos litros, agua, tres cucharadas de bicarbonato, 200 ml de vinagre blanco y esencia natural de pino.

Mezcla en la botella todos los ingredientes y tendrás un limpiador con olor a pino muy efectivo. El bicarbonato te dejará el suelo impecable y además quedará desinfectado gracias al efecto del vinagre. La esencia natural de pino se encargará de que el producto tenga buen olor.

Dura aproximadamente tres meses sin estropearse si lo guardas en un lugar oscuro y vale para utilizar diluido en agua o para usar directamente en un paño para limpiar el cuarto de baño o la cocina.

2- Limpiador de limón

Necesitas: una botella de dos litros, agua, tres cucharadas de bicarbonato, el zumo de dos limones.

Es un buen limpiador para suelos que soporten el ácido del limón. Hay que tener cuidado si el suelo es de madera o está barnizado, ya que podría dañarse. En ese caso se puede dejar tan solo el bicarbonato, que es válido para todos los suelos, y sustituir el limón por esencia.

3-Limpiador sin olor para personas alérgicas

Hay personas que no pueden soportar perfumes o fragancias porque les hacen daño y quienes, simplemente, no quieren que el limpiador de su casa huela porque prefieren que su hogar huela a los ambientadores o aromas que usan para ese fin.

Necesitas: agua y ácido bórico. Solo tienes que diluir una cucharadita de este ácido que se vende en polvo en el cubo de la fregona y tendrás garantizada la desinfección pero sin el problema de los olores.

4-Limpiador de lavanda

Necesitas: una botella de dos litros, agua, tres cucharadas de bicarbonato, 200 ml de alcohol de limpieza y esencia de lavanda.

El alcohol de limpieza no tiene olor, por lo que el limpiador es totalmente neutro hasta que se añade la esencia natural de lavanda que será la que le dé olor. A modo de curiosidad, la lavanda es un estupendo repelente de insectos incluidas las pulgas. Si tienes perros o gatos, lavar la casa con esencia de lavanda ayudará a rebajar las posibilidades de que entren pulgas en el hogar.

5- Haz jabón natural

Es algo más complicado ya que se fabrica con sosa cáustica y aceite y necesitas tener un espacio bien ventilado para llevar a cabo la mezcla. En Internet hay muchos tutoriales que explican cómo fabricar este jabón que puedes dejarlo líquido para fregar el suelo o hacer que se endurezca para utilizarlo para tu higiene personal.on

 

Búsquedas relacionadas: