Recientes estudios, desvelan cuáles son los factores protectores y los de riesgo que predisponen a la mujer a sufrir estreñimiento.

Factores de riesgo del estreñimiento

Hay una serie de factores de riesgo que predisponen a la mujer a padecer esta alteración digestiva.

Envejecer: Con la edad los problemas de estreñimiento pueden acentuarse, por lo que es necesario extremar las precauciones, llevando una dieta sana y evitando el sedentarismo.

  • No tener ninguna pauta horaria para ir al baño
  • No acudir a la llamada y resistirse cuando se está fuera de casa
  • Comer fuera de casa.

Factores protectores

De la misma manera, hay una serie de factores que protegen a la mujer contra el estreñimiento. Se trata de una serie de consejos que constituyen una pauta de comportamiento y suponen un freno a los riesgos.

Llevar una vida activa y hacer deporte con cierta regularidad. Hay que evitar en lo más posible el sedentarismo Beber todos los días más de 6 vasos de agua.

Comer fruta, verduras o legumbres al menos 1 vez al día. Cuidar la alimentación es una garantía para no sufrir esta dolencia Consumir yogur. Su consumo ayuda a la mujer a prevenir y evitar el estreñimiento, actuando como un factor protector ante esta dolencia. Mientras, las mujeres que no sufren estreñimiento consumen semanalmente 5 yogures, la mujer estreñida consume sólo 3 yogures por semana. Mantener una pauta horaria para acudir al baño. Esto ayudará a educar al intestino y regular el ritmo intestinal.