Con la llegada del bebé, ya tenemos muchos gastos en casa. Muchas madres optan por gastar un dineral que no es necesario en la preparación del cuarto del pequeño y aunque es cierto que quieren recibir al niños con lo mejor, son cosas que muy pronto desechará, sobre todo la ropa. Por eso queremos darte algunos consejos para decorar la habitación del bebe sin gastar mucho dinero.

Lo más importante cuando empieza a decorar la habitación de su bebé es, sin duda alguna, la SEGURIDAD.

Debe revisar todas las normas de seguridad antes de comprar ó tomar prestado muebles para el cuarto del bebe. Usar todos los artículos de segundo mano que pueda conseguir, especialmente para artículos como el primer cochecito, una andador ó un baño de bebes. Buscar ofertas en tiendas de segunda mano, los anuncios clasificados de periódicos locales y el portal de compras por Internet, Ebay.

Tenga en cuenta que los primeros artículos de un recién nacido apenas se utilizan durante unos pocos meses, por lo que el estado de ellos es generalmente bueno aunque hayan pasado por varios dueños.

– Si decide comprar muebles nuevos, elija aquellos que seguirán siendo útiles mientras el bebe crezca. No compre muebles excesivamente “de bebés” para poder seguir utilizándolos durante al menos los primeros 5 años de su infancia. Compre según su estilo de vida. Si viaja mucho, podría considerar la posibilidad de comprar una cuna de viajes que se puede desmontar con facilidad y meter en una maleta o bolsa grande. Son más baratas que las cunas de madera y, muchas veces, más alegres.

Es preferible invertir su dinero en una buena cama que en una buena cuna, pues pasará muchos más años en esta última.

– Escoger colores para el cuarto que coordinen con los colores de los juguetes. ¡De este modo los juguetes se convertirán en parte de la decoración!

Hacer el trabajo ustedes mismos. Adquirir muebles de segunda mano y luego pintarlos con colores alegres y formas simétricas. Comprar telas divertidas y hacer cortinas, edredones y fundas de cojines coordinados. Pintar las paredes. Preparar usted mismo “su nido”.

– Escoger un color de pintura para las paredes que “crecerá” con el niño. Rosa ó azul son colores adorables para bebes pero quizás no tanto para niños pequeños de 4 o 5 años.  –Usar cestas, cajones y baldas en vez de armarios, para guardar juguetes, ropa y otros artículos esenciales  .

Autor: Revista Feminity.