Hay una variedad de corredores que andar por ahí sin reconocer que tipo de pisada tienen, por ello es de suma importancia que sepan si son pronadores o supinadores ya que de eso dependerá el uso de las zapatillas para correr. Muchos no le dan la importancia que esto merece de cómo saber si eres pronador o supinador, la forma de como reconocerlo es muy sencilla.

Como saber si eres pronador o supinador, es sencillo, sigue estos pasos y lo reconocerás de inmediato:

  1. Quita tus zapatos y colócate en una alfombra plana,
  2. Mírate los pies de arriba hacia abajo,
  3. Diseña una línea que sea imaginaria en la que puedas dividir tus pies en dos
  4. Si cuando tengas tus pies en el suelo se inclinan hacia adentro de las rodillas es porque eres pronador.
  5. Si al tener los pies en el suelo se inclinan hacia afuera es porque eres supinador.

Otra forma de cómo saber si eres pronador o supinador es de la siguiente manera.

  1. Fíjate en tus rodillas: si cuando tienes tu pie apoyado la rótula se gira hacia adentro eres pronador, si ocurre todo lo contrario eres un supinador.
  1. Consulta a un Podólogo; este profesional de la salud es el encargado de conocer todos los tipos de pie y los tratamientos que se pueden aplicar a cada uno de los problemas provocados al tener mal formaciones en algún pie o en ambos. Los exámenes que se realizan de forma profesional no son para nada parecidos a los que te podrías hacer solo. Por ello siempre es recomendable consultar con un especialista en esa área, para conocer un diagnóstico más certero.

shoe-629643_1280

Problemas de ser un pronador o un supinador

En el caso que sea un pronador como un supinador, siempre tienes muchos problemas en tu postura. Que a la larga te provocará muchos dolores y no solo en los pies sino que también en tus rodillas, caderas y hasta columna vertebral.

Las principales dolencias que se presentan por este tipo de pisadas son la deformidad en el pie haciendo los juanetes, dolor en la planta de los pies, las rodillas, talones y hasta la columna o región lumbar.

Recomendaciones

  1. Si crees estar padeciendo una de estas dos deformaciones en los pies, se recomienda que consultes a un especialista que no solo te dirá con certeza qué tipo de pisada tienes sino que también te ayudara para que puedes aliviar las molestias que esto representa.
  2. En el caso que seas un corredor profesional o novato, toma en cuenta que sin importar tu pisada (en ambos casos), es mejor que utilices una zapatilla neutra. Estas son plantillas elaboradas por ortopedas que se hacen de forma personaliza para cada paciente, es decir, cada paciente tiene una plantilla acorde a su forma de pisada y de la gravedad del problema.
  3. La prevención antes que la corrección, esto se puede detectar desde los 2 años de edad. Desde que el niño aprende a caminar es el momento para conocerlo.
Autor: Laura. Soy una blogger amante de la moda, me gusta cuidarme y llevar una vida sana. Comparto mis gustos y aficiones así como temas interesantes.