Tener un jardín, un huerto o unas cuantas plantas en el balcón de casa no es nada sencillo sobre todo en lo que se refiere al cuidado de estas. Tener una planta no supone platarla y ya esta ya que hay que regarlas, darles abono y vigilar su salid y prevenir cualquier tipo de plaga.

No obstante, parece que o más complicado es el riego, sobre todo cuando llegan fechas señaladas como las vacaciones y vamos a estar un tiempo fuera de casa. Si tienes un jardín lo normal es que tengas un sistema de riego por goteo pero este es más difícil en el caso de las macetas por eso os proponemos que instaléis para esos momentos un sistema de riego por goteo casero.

Este es muy rápido y económico de preparar pues sólo necesitas unas botellas de plástico rellenadas de agua. En el tapón de estas botellas debes hacer un pequeño agujero para que el agua caiga poco a poco y colocar hacia abajo con el tapón dentro de la arena. Aunque también las puedes dejar colgando.

riego por goteo casero

El otro sistema casero de goteo se conoce por el nombre de evaporación condensación, es decir, hay que utilizar los mismo materiales de arriba pero sin agujerear el tapón. De manera que cuando le de el sol y se caliente, el recipiente hará el efecto de invernadero, las paredes se condensan y gotean mojando la tierra de alrededor.

Y el último sistema de riego por goteo casero consiste en llenar una botella de agua y dejar un cordón dentro por un extremo mientras que el otro extremo queda enterrado en la tierra de la maceta.

 

Autor: Amparo.