Muchas veces nos complicamos demasiado a la hora de decorar la casa y nos cuesta darnos cuenta de que la cosas más simples son las más bonitas. A esta filosofía se le suele llamar en el mundo del diseño KISS “Keep It Simple, Stupid” y quiere decir que hay que dejar de lado las complejidades porque las cosas más simples funcionan mejor. Dicho esto para embellecer la casa se puede utilizar material que tengáis en casa sin necesidad de gastar mucho dinero ni hacer grandes inversiones.

Os he puesto el ejemplo de dos maceteros súper originales, que seguro que sorprenden a vuestros invitados y lucen muchísimo en cualquier rincón de la casa. Seguramente el primero de ellos, el que está hecho con cuerda, os recuerde a la decoración de las bodas que se suele utilizar este tipo de detalles que ahora son tendencia.

Macetero con cuerda

Como podéis ver en las imágenes para hacer este macetero se necesita una lata de tamaño mediano (más grande que la de los refrescos) y una cuerda bastante gruesa. En ferreterías seguro que encontráis estos materiales muy económicos y fáciles de conseguir. Luego simplemente tenéis que ir enrollando la cuerda alrededor de la lata previamente untada con cola o pegamento. Cuando lo tengáis la dejáis secar un día y listo!

Dentro podéis poner una planta de verdad o unas flores artificiales, lo que más os guste. Aunque si lo prefería podéis hacer el mismo procedimiento con una maceta vieja que no os guste o con un tarro de cristal.

macetero cuerda

Macetero con pinzas

Para esta manualidad se necesita una lata más bajita como las de atún grandes. Se limpian bien y se eliminan las etiquetas (si se puede). Luego sólo hay que comprar pinzas de madera y ponerlas alrededor de la lata como indica en la foto y macetero listo para usarse! Veis qué fácil es y que bien queda 😉

macetero pinzas

Autor: Amparo.