Cuando decoras una casa no sólo tienes para decorar las habitaciones, el salón, la cocina etc. sino que también has de decorar el exterior y con el exterior nos referimos a decorar el patio. En este sentido puede ocurrir que te encuentres en una de las dos situaciones que pueden darse, que tengas un piso y en el piso un patio que puede ser también parte del balcón o bien que tengas una casa unifamiliar y tendrás un pequeño patio.

Decorar un patio en un piso

Si tu patio forma parte del piso en el que vives seguramente no será de gran extensión si no pequeño. Tal es tan pequeño no puedes cargarlo demasiado porque lo que consigues con eso es que se vea aún más pequeño de lo normal.

Por eso lo mejor es que utilices muebles que sean multi funcionales y abiertos que permitan almacenar cosas y también colocar en ellos plantas porque en un patio las plantas son algo importante que han de existir para dar un poco de naturalidad al lugar. Puedes colocar las macetas con un poco de alambre en la propia baranda del balcón o bien colocarlas en las paredes del propio patio sin pasarte. No coloques muchas macetas y hazlo a una distancia entre ellas de al menos unos 50 o 60 cms para que quede mejor. En este caso si puedes jugar con los colores de las plantas.

Decorar un patio en una casa unifamiliar

En esta ocasión tenemos mucho más espacio y puedes dividir el espacio que tienes aportando a cada uno un ambiente diferente pero que todos ellos se compenetren entre si. Busca muebles que sean fáciles de lavar y que estén protegidos contra las inclemencias del tiempo, a la vez que protegen todo lo que guardes en su interior. Utiliza las macetas en las zonas mas cercanas a la casa mientras que, en las paredes puedes colocar plantas de enredaderas o plantas más grandes. Eso sí, no se recomienda plantar árboles cerca de vallas o paredes pues las raíces pueden deteriorarlas. Si aún así quieres plantarlo, deja al menos 3 metros para ello y decídete por árboles que no den muchas raíces.

Autor: Revista Feminity.