Mantener una casa como nueva, no es fácil, digamos que es la parte menos interesante, pero creemos que si quieres tu hogar, y no tienes ahora mismo mucho presupuesto para cambios en la decoración, ¿por qué no dedicas tiempo al mantenimiento? Tu casa, volverá a lucir como nueva, y creo que merece la pena ¿no? Vamos a mostrarte 5 formas de mantener tu hogar, aunque hay muchas más:

1. Mantén la tapicería

El mantenimiento regular, hará que la tapicería parezca nueva el mayor tiempo posible. Aspira la tela y cambia de lado los cojines cada vez que limpies el comedor, y no olvides de limpiar los derrames y reparar pequeños desgarres que se hagan lo antes posible, si no, un pequeño desgarre, se convierte en un mueble inservible. Si una mancha no termina de irse, trátala con un removedor de manchas o peróxido de hidrógeno hasta que salga. Y antes de esto, recuerda testear tus productos de limpieza en una área de la tela menos visible.

2. Haz que los muebles brillen

Si no recuerdas la última vez que puliste tus muebles de madera, cuando te pongas a verlo y mires el resultado, verás que la diferencia es maravillosa. El tipo de acabado de tu mueble determinará lo que uses para su pulido. Las piezas terminadas en madera responden bien a pasta o cera para muebles. Ante todo,procura leer cuidadosamente las instrucciones de los productos antes de probarlos.

3. Restaura el suelo de madera

Si no tienes tu suelo de madera barnizado, hay formas de hacer que luzcan de miedo. Lo que uses para restaurar tu suelo dependerá del tipo de acabado de madera. Los suelos con un acabado natural de aceite pueden pulirse con aceite de madera. Los pisos viejos y desgastados es mejor con cera. Mientras que aquellos acabados con poliuretano pueden limpiarse con una solución de vinagre blanca y agua. Evita que los pisos queden muy mojados, ya que el exceso de agua, en cualquier tipo de madera, ocasionará más daños.

4. Lava las alfombras

Las alfombras mullidas están geniales cuando las compras pero con el tiempo se desgastan. Las alfombras pequeñas pueden ser lavadas a mano o, incluso, a máquina en modo delicado con jabón suave, y después secadas al aire libre. Entre lavados, sacude y luego cepilla la alfombra con un peine para mascotas. No olvides consultar las instrucciones de limpieza de tu alfombra antes de probar cualquier producto.

5. Limpieza profunda

Aspirar regularmente y limpia las manchas ocasionales no es suficiente. De vez en cuando, necesitas darle a tu casa una limpieza en profundidad, mover muebles para limpiar por debajo, los marcos de las puertas, las ventanas, las estanterías, etc. En definitiva, hay muchas cosas que puedes hacer sin dinero, sólo con un poco de ganas y tiempo libre para mantener tu casa al día.

Autor: Revista Feminity.